• Nivel de dificultad

    MUY FÁCIL

  • Tiempo de preparación

    35 min

  • Personas

    4 PAX

Ingredientes

    1 solomillo de cerdo
    200g de brócoli
    1 cebolla dulce
    30g de anacardos o cacahuetes tostados pelados
    20g de sésamo negro
    1 cdta. De miel
    Perejil, aceite, sal y pimienta

Muchas veces, cocinar es el salvador en la cocina. En pocos minutos podemos conformarnos con una cena del día o preparar un exquisito y rico plato de carne para compartir con familiares y amigos. ¿Lo mejor? La versatilidad de esta preparación es tan grande que puede contener casi todos los ingredientes. A continuación, os traemos este sofrito de solomillo y brócoli.

Elaboración, paso a paso de cerdo salteado con brócoli saludable y fácil

Limpia el brócoli retirando el tallo grueso, sepáralo en ramitos pequeños, lávalos y escúrrelo. Cuécelos en un  cazo con agua y sal durante unos 3 minutos aproximadamente, o hasta que estén al dente.

Escúrrelo y refréscalos en agua fría, mejor con hielo para detener rápidamente la cocción.

Pela la cebolla y córtala en Juliana. Limpia el solomillo de restos de grasa y córtalo, primero, en filetes finos y, luego en tiritas. Pon a calentar un poco de aceite en una sartén antiadherente profunda, añade la cebolla, salpimienta y saltéala unos 2 o 3 minutos.

Agrega el solomillo saltéalo hasta que se dore por todas partes; salpimienta, incorpora los anacardos y prosigue la cocción 1 minuto.

Añade el brócoli saltea 1 minuto.

Diluye la miel en 2 cucharaditas de agua, viértelas, remueve y espolvorea con el sésamo. Deja el que la salteada toma el sabor unos instantes.

Decora con una hojas de perejil lavadas, seca y sirve el cerdo salteado.

Brócoli:

Es de familia del repollo o la coliflor, pero muy rico en vitamina c y, en general, en antioxidantes. Elígelos firme, verde intenso, y sin tonos amarillos.

Para aprovechar:

Mejor sus propiedades, tómalos pocos cocinado en el microondas y tapado no tarda nada en hacerse al dente o crudo: rallado en ensalada está muy rico que puedes usar el tronco para cremas.

Así  te sale en su punto: el brócoli se añade al agua cuando burbujea y, luego, cuando vuelve a hervir se baja un poco el fuego para que siga blu bullendo suave.

La miel puedes añadirla disuelta en el zumo de limón en vez de agua que el toque agridulce va muy bien o dejar que se caramelice un poco y se espese la salsa. 

Sobre el cocinero

Jennifer García

¿Alguna vez te has preguntado quién está detrás de esos platillos mágicos que te transportan a otro lugar?Si eres un amante de la comida casera con ese "algo especial", ¡anímate a seguir los pasos de que te indicamos en Ven a mi Cocina.

Categoría: